26.5 C
Venado Tuerto
jueves, febrero 29, 2024

MEGAESTAFA INMOBILIARIA: ORSO CONFIMÓ QUE DI BENEDETTO Y JAIME SEGUIRÁN EN PRISIÓN EFECTIVA

En el mediodía de hoy viernes 22 de diciembre notificaron formalmente a Antonio Di Benedetto y Raúl Jaime la confirmación de la resolución de prisión preventiva dispuesta oportunamente por el Tribunal integrado por los Dres. Leandro M. Martín, Eduardo A. Bianchini y Aldo E. Baravalle, mediante la cual hicieran lugar a la pretensión fiscal y dispusieran la prisión preventiva ordinaria de los imputados de anterior mención.

La instancia de apelación fue llevada a cabo en la Sala N° 1 de los Tribunales Penales de Venado Tuerto, en audiencia celebrada el día 19 de diciembre último y hoy el Dr. Tomás Orso dio a conocer su decisión. En oportunidad de la audiencia pública y oral, la defensa de Antonio Di Benedetto -el Dr. Lucio Rossini-, solicitó se deje sin efecto la resolución dictada en primera instancia y se disponga la libertad, manteniendo la fianza oportunamente ofrecida y reglas de conducta de su pupilo. Subsidiariamente planteó la sustitución de la coerción ordinaria por una de tipo domiciliario, la que se encontraba contemplada en el ordenamiento procesal antes de su reforma por ley 13746 (2018), aplicándose éste por resultar la ley más benigna.

Como se recordará, el tribunal de primera instancia hizo lugar al pedido de prisión preventiva solicitado por el Dr. Matías Merlo, por la Fiscalía, a partir de la confirmación del fallo de primera instancia, la pena impuesta (12 años) y algunas circunstancias que la llevaron a presumir peligro procesal.

La Defensa reflexionó que si bien una condena confirmada a pena alta puede considerarse que incrementa el peligro procesal, cierto es también que deben tenerse en cuenta otras circunstancias, tal como señaló la Corte Nacional en el conocido precedente “Loyo Freyre”, en el que el máximo tribunal indicó que no puede analizarse la necesidad de coerción solo en la pena impuesta por sentencia no firme.

Otro fundamento fue el daño causado. Sobre dicho extremo el apelante consideró que dicho elemento incide en la mensuración de la pena pero no en el peligro procesal, máxime que en la sentencia se dispusieron la caducidad de las inscripciones registrales por lo que los daños disminuyeron. Recuerda que tampoco hay acciones civiles instauradas y si hubieran sido entabladas seguramente Di Benedetto se hubiera allanado a los planteos que allí se hubieran efectuado.

El Dr. Rossini, en audiencia, solicitó que atento que no hay elementos para considerarlo peligroso para el proceso, se dispusiera la libertad de Antonio Di Benedetto bajo las siguientes reglas de conducta.

Por su parte, el Dr. Alfredo Cutuli (en suplencia de la Dra. Silvia Couselo), en defensa del imputado Raúl Jaime, solicitó la libertad de su asistido, con reglas de conducta y subsidiariamente la prisión preventiva domiciliaria por razones de salud de familiar directo.

El Dr. Matías Merlo, en representación del Ministerio Público de la Acusación, solicitó se rechazaran las pretensiones y se confirmara lo decidido por el tribunal de primera instancia (12 años para Di Benedetto y 10 para Jaime) y la confirmación de la sentencia de primera instancia por parte del tribunal de segunda instancia interviniente.

En la Resolución de Cámara -la N° 136 T°.IX. F°.360/368-, el Dr. Tomás Orso sostuvo que: “atento el estado procesal de las presentes actuaciones (condena a 12 años dictada en primera instancia y confirmada en segunda, no firme por haberse interpuesto recursos contra este último pronunciamiento) que el punto medular para adoptar una decisión respecto al recurso interpuesto por los Dres. Angelo y Lucio Rossini, pasa por determinar si las consideraciones efectuadas por los magistrados de primera instancia, en cuanto entendieron que existía peligro procesal -por riesgo de fuga- resultaron correctas; o si en caso contrario por la información proporcionada por las partes y lo que se desprende del devenir de la causa, tal extremo no se encuentra suficientemente acreditado”. Es decir que la prognosis peligrosista debe efectuarse a partir de la ponderación -efectuado por los Dres. Martin, Bianchini y Baravalle- de los factores que dichos magistrados tuvieron en cuenta para considerar que había riesgo cierto de que la sanción punitiva impuesta, de quedar firme la misma, pudiera ser eludida por el justiciable.

En el mismo, el Dr. Orso indicó que compartió lo expuesto por los recurrentes de que no puede elaborarse el pronóstico de riesgo procesal sólo a partir de la pena en expectativa o, como en el caso, la dictada en primera o segunda instancias no firmes. “Reiteradamente señalé que no existen más delitos que habiliten automáticamente la prisión preventiva, tal como sucedía en el ordenamiento según ley 6.740, que rigió hasta antes de la gran reforma por ley 12.734 y complementarias y, con cita del mismo precedente del tribunal cimero, que los riesgos procesales no resultan un concepto abstracto y/o que se puedan presumir, sino que deben surgir de datos objetivos que permitan sostener su existencia y necesidad de neutralización ”, expresa.

Respecto a la capacidad económica asignada a Di Benedetto por el tribunal y que también fuera cuestionada por los recurrentes, el Dr. Orso sostuvo que “entiendo que dicho extremo fue extraído de la información, no controvertida, producida en la audiencia y de la que surge que efectivamente el causante efectuó reiterados viajes al exterior, dos de los cuales fueron posteriores a la sentencia de primera instancia e incluso uno de ellos a principios del corriente año. Repárense las características de este último viaje, en el que viajó más de una persona (el imputado con su hijo) y a más de un continente insumiendo varios tramos aéreos (Argentina-USA, USA-Italia, Italia-USA y USA-Argentina) lo cual permite sostener la inferencia de capacidad económica contenida en la resolución apelada y la posibilidad de eludir a partir de la misma el cumplimiento de la ley penal, resultando la apreciación de que los controles fronterizos son frágiles mencionadas por el tribunal a partir de un dato extraído de la realidad, ya que somos un país con amplias fronteras, muchos pasos clandestinos y controles deficientes”.

En el mismo sentido, destacó que “las razones que según los apelantes disminuyen el riesgo procesal (3 años en prisión preventiva domiciliaria sin verificarse incumplimientos, viajes autorizados judicialmente a Buenos Aires de los que siempre regresó, periodo de dos años en libertad previos al juicio, ocasiones varias en las que salió el país y siempre volvió, asistencia a todas las audiencias de primera y segunda instancia, posibilidad de perder su casa familiar en caso de que se le ejecute la fianza por contumacia, etc.), no logran neutralizar o compensar los diversos e importantes factores tenidos en cuenta por el tribunal de grado, que fueran ampliamente examinados, para optar por la coerción más gravosa, en lugar del cese de la misma o su morigeración por una de tipo domiciliario”.

En relación a Raúl Alberto Jaime, cuyo defensor efectuó similares planteos, “entiendo que la situación del mismo revela puntos en común con las de su compañero de causa (tales como el rol importante que tuvo en la organización criminal y que le deparó una pena cercana en lo que hace a su gravedad -10 años-, un comportamiento procesal similar al frustrar el acuerdo arribado con la Fiscalía, aunque en un grado un poco menor por no resultar profesional del derecho y la magnitud del daño causado a las víctimas, a la fe pública y al sistema de justicia), sumado a las ausencias durante las audiencias de juicio y apelación, razón por la cual la prognosis de peligrosidad procesal efectuada por el tribunal de grado y el rechazo al pedido de libertad resulta adecuada”.

Conforme a todo lo expuesto en la resolución, el Dr. Orso resolvió no hacer lugar al recurso de apelación interpuesto en favor de los imputados Antonio di Benedetto y Raúl Alberto Jaime y en consecuencia confirmar íntegramente la resolución dictada en primera instancia, sin perjuicio de la eventual renovación de los pedidos efectuados.

Nota gentileza Venado 24.

Últimas Noticias

Noticias Relacionadas