21.5 C
Venado Tuerto
jueves, febrero 29, 2024

Gradualismo cambiario: en la City esperan ahora que el dólar oficial trepe a $ 650 después del 10 de diciembre

  • Aunque el mercado acota el monto de la devaluación, la demanda de cobertura se mantiene.

Luego del viaje de Javier Milei a Estados Unidos y la confirmación de que Luis Caputo será su ministro de Economía, las expectativas en el frente cambiario comenzaron a cambiar. Aunque el viernes el dólar paralelo rebotó luego de acumular fuertes bajas en la semana, el mercado ahora se inclina a pensar que la devaluación después del 10 de diciembre no será tan brusca como esperaba semanas atrás.

Mientras en la City daban por sentado que luego de su asunción, el presidente electo optaría por una política de “shock cambiario” para reducir los desequilibrios de la economía, en los últimos días las proyecciones de un salto devaluatorio para antes de fin de año parecen haberse morigerado. Ahora, el consenso es que el nuevo presidente apuntaría a llevar al dólar oficial a los $ 650.

La caída de los precios del dólar paralelo y de los contratos de futuro da cuenta de esto: a pesar del rebote de la primera rueda de diciembre, el dólar financiero se mantiene por debajo de la barrera de los $ 1.000, un valor que parecía “de piso” en las ruedas anteriores al balotaje.

En el segmento de futuros, también se moderaron las expectativas. Pablo Repetto, de Aurum Valores, explicó: “Desde octubre, la expectativa de devaluación para el último mes del año se triplicó, principalmente porque se proyectaba un salto cambiario durante los meses electorales. En las últimas jornadas, la complejidad del panorama para unificar las brechas cambiarias comenzó a impactar en los futuros de dólar, sufriendo una caída de casi el 6% en esta semana“.

Aunque la búsqueda de cobertura se mantiene intacta, el mercado se acomoda para un escenario donde el salto del dólar oficial sea menor al esperado, sobre todo tras los dichos de Milei y de quienes conformarían su equipo económico sobre la permanencia del cepo cambiario después del 10 de diciembre.

Respecto del “plan Caputo”, Fernando Marull, de FMyAsociados, afirmó: “Se buscaría un dólar oficial similar al dólar exportador de 50/50 de hoy de $ 650, es un nivel de 2007″. El economista marcó que esto se daría “sin desdoblamiento” ni ”unificación” con el contado con liqui de $ 840. Por eso tienen que mantener el cepo más gradual que 2015″. Al mismo tiempo sumó: “Apuntan a que la brecha baje con el tiempo y con las medidas fiscales”.

Andrés Borenstein, de Econviews señaló: “La devaluación inicial no sería tan alta y seguiría vigente el impuesto PAIS. Un dólar a $ 650 implica un salto cambiario del 80%. En este caso, la brecha es probable que quede algo más alta y no desaparezca al menos hasta que se elimine este impuesto. La ganancia de competitividad sería menor, por lo que el incentivo a que se liquiden las exportaciones también”.

El economista también anticipó que el riesgo de ir por esta vía es que “la devaluación se quede corta teniendo en cuenta que la inflación puede comer rápidamente la mejora”.

En este sentido, en la administradora de fondos comunes de inversión MegaQM analizaron los caminos del “shock” vs el “gradualismo” cambiario que podría tomar la dupla Milei – Caputo y marcaron: “El escenario de shock implica un overshooting que en 2002 por ejemplo se dio en $ 850, y luego se perdería tipo de cambio real hasta llegar al punto de equilibrio. En cambio, en el escenario gradual se podría buscar llegar de entrada a ese valor de $ 650 y tratar de evitar que la inflación se lleve toda ganancia de competitividad cambiaria”.

Últimas Noticias

Noticias Relacionadas