13.4 C
Venado Tuerto
sábado, febrero 24, 2024

Financiarse con tarjeta de crédito, cada vez más caro: cuáles son los errores que generan deudas impagables y cómo evitarlos

  • Dentro del DNU que presentó Javier Milei, hay un ítem dedicado a los plásticos.
  • Consejos para no endeudarse de más y hacer rendir mejor el dinero.

Frente al escenario actual de incertidumbre en la economía del país donde los sueldos corren detrás de la inflación, para muchos las tarjetas de crédito son un respaldo importante para poder sostener el consumo, en particular el de los gastos más necesarios.

Según un informe del Banco Central de la República Argentina (BCRA), unas 6.957.942 de personas en el país son titulares de un total de 12.419.149 tarjetas de crédito, en un contexto donde la posibilidad de acceder a financiamiento sin interés, cada vez más escaso, genera un gran atractivo para los usuarios.

Este fenómeno se reflejó en el Índice Prisma, un estudio de mercado que reveló cómo las tarjetas continúan ganando terreno respecto al efectivo, con un crecimiento interanual de las operaciones con tarjeta de crédito del 22,44% y del 6,27% con tarjeta de débito.

Si bien se trata de una herramienta muy utilizada y conveniente, al mismo tiempo, el uso del plástico sin un plan claro para manejar la deuda puede generar graves dificultades financieras.

¿En qué consiste el financiamiento que ofrece la tarjeta de crédito?

Se denomina así a la cantidad de dinero que una entidad pone a disposición de otra (cliente). Al cliente no se le entrega la cantidad total al inicio de la operación, sino que podrá usarla según las necesidades de cada momento, utilizando una cuenta o una tarjeta de crédito, y abonando intereses sólo por el dinero efectivamente utilizado.

La tarjeta de crédito puede ser muy útil, pero mal usada puede generar deudas impagables. Foto: ArchivoLa tarjeta de crédito puede ser muy útil, pero mal usada puede generar deudas impagables. Foto: Archivo

A medida que se devuelve el dinero, se podrá seguir disponiendo de más. Eso sin pasarse del límite establecido, que estará relacionado con la solvencia que el banco considere que tiene el cliente.

Los créditos también se conceden durante un plazo, pero a diferencia de los préstamos, cuando el plazo se termina se puede renovar o ampliar.

No obstante, refinanciarse ahora será mucho más caro. Según el decreto relacionado a las tarjetas de crédito, que forma arte del DNU (Decreto de Necesidad y Urgencia) impuesto por el gobierno de Javier Milei, se elimina el tope al interés punitorio (por demoras en el pago), por lo que quienes se atrasen en saldar el resumen o paguen el mínimo tendrán que afrontar importantes intereses.

¿Cuáles son las alternativas de pago con la tarjeta de crédito?

. Pagar el total: se abona la suma de todas las cuotas de ese mes con los intereses incluidos si los hubiera, más gastos administrativos del banco. Pagar la totalidad significa que se está cumpliendo al 100 % lo que se pactó entre la tarjeta y el cliente.

. Pago parcial: en el caso de tener más dinero que el mínimo a pagar, pero no se cuenta con el dinero necesario para el pago total, existe la posibilidad de hacer pagos parciales. La diferencia entre el pago total menos el pago parcial será el nuevo saldo pendiente.

Una vez que sea cancelado, en el próximo resumen llegarán los intereses, que se calcularán en función a ese importe y a cuánto tiempo se demoró en cancelar ese saldo pendiente.

. Pagar el mínimo: el banco da la opción de realizar un pago mínimo, si no se llega a juntar todo el dinero necesario para hacer el pago total. Esta opción implica pagar intereses adicionales a los originales, que se calcularán en función al tiempo y al monto adeudado. Es importante saber que, si no se paga por lo menos el mínimo, la tarjeta quedará bloqueada.

¿Cómo hacer un buen uso de la tarjeta de crédito y sacarle provecho?

Antes de realizar cualquier compra con tarjeta de crédito, el consumidor debe buscar los locales donde ofrezcan mayores descuentoscuotas sin interés y beneficios asociados al plástico. Asimismo para un mayor provecho de las oportunidades es recomendable conocer todas las promociones que ofrece el banco de donde se es cliente.

En este sentido, desde la entidad financiera Reba, regulada por el Banco Central, que ofrece servicios financieros a individuos y también a empresas, señalaron que adquirir un producto o servicio en el instante, pero pagarlo a largo plazo, resulta muy ventajoso, no solo por la posibilidad de cuotificar compras, sino también por la ventaja que da tener en cuenta la fecha de cierre, es decir la fecha en que se dejan de registrar pagos y se emite el resumen.

Antes de pagar con tarjeta de crédito, lo más ventajoso es elegir los locales que ofrezcan mayores descuentos, cuotas sin interés y otros beneficios asociados al plástico. Foto: ArchivoAntes de pagar con tarjeta de crédito, lo más ventajoso es elegir los locales que ofrezcan mayores descuentos, cuotas sin interés y otros beneficios asociados al plástico. Foto: Archivo

Este dato es muy valioso, ya que permite saber que cualquier pago posterior a ese día, vendrá en el próximo resumen, que será dentro de 45 días aproximadamente, según cada entidad.

Con esta información, el consumidor puede comprar al día siguiente al cierre del resumen de la tarjeta, y acumular compras por algunos días más y su pago quedará diferido para los primeros días del mes siguiente.

O sea, se hará una compra y se obtendrá un crédito “a tasa cero” de aproximadamente 45 días, que en tiempos inflacionarios resulta un monto importante.

¿ Cuáles son los hábitos de riesgo más comunes al usar la tarjeta de crédito?

A continuación algunos ejemplos de malos hábitos que se hace al usar la tarjeta de crédito que pueden conducir a problemas de deuda. Esto es lo que no hay que hacer:

  • Depender de las tarjetas de crédito para las compras diarias porque no tiene suficiente dinero en su presupuesto.
  • Usar sus tarjetas sin considerar si puede pagar la deuda.
  • Hacer compras que ya sabés que están fuera de tu presupuesto y no esperás a juntar el dinero porque realmente querés esos artículos ahora.
  • Comprar por impulso sin pensarlo, sólo por tener a mano la tarjeta de crédito.
  • Pagar siempre el mínimo, todos los meses.

Últimas Noticias

Noticias Relacionadas